Miedo al rechazo amoroso

Un rechazo amoroso, aunque en el momento pueda parecer el fin del mundo, es algo muy habitual que muchas personas han experimentado y que puede ocurrir en cualquier momento. La sensación es como si algo se rompiera dentro de nosotros. Sentimos dolor, angustia, malestar general y una profunda tristeza que se termina pasando con el paso del tiempo.

Hay quien, tras haber sido rechazado varias veces y rechazar otras tantas veces a otras personas, pierde la vergüenza y el temor a sentirse rechazado. Se dice entonces que ha superado este sentimiento y lo intenta con gente distinta hasta que encuentra a alguien que encaja perfectamente con su carácter.

Sin embargo, hay gente extremadamente tímida que experimenta este miedo aún cuando todavía no ha sucedido. Es decir, se anticipan y temen conocer a otras personas y declararse por miedo a sufrir este rechazo. Hay quien lo hace por miedo a no ser aceptado, otros por temor a las burlas, por tener pánico a hacer el ridículo o tener recelo ante la idea de mostrarse vulnerable delante de alguien. Hay que tener en cuenta que esta es una fobia que se relaciona con el rechazo social, por lo que las implicaciones van a ser muy similares.

Por eso, en este artículo vamos a hablar de los síntomas de este miedo al rechazo amoroso y de cómo las personas que tienen problemas en este aspecto pueden superarlo y poder mostrarse vulnerables ante otros. Así, será más fácil encontrar pareja, si es lo que se desea.

Síntomas del miedo al rechazo amoroso

Cuando una persona sufre esta fobia, puede mostrar una serie de síntomas muy claros que, en este contexto se pueden interpretar como signos de debilidad. Entre estos, se encuentra: 

El miedo, la angustia y la ansiedad generalizada. Pueden aparecer temblores, mareos y nerviosismo.

Ruborizarse. Es cuando, debido a la vergüenza, la cara se pone colorada. Se interpreta socialmente como una señal de debilidad en el contexto amoroso, por lo que también puede existir el miedo a que se produzca el rubor.

Tartamudez. Cuando se está dirigiendo hacia quien le gusta, la persona no puede hablar con normalidad y repite algunas sílabas dejando claro su nerviosismo. Es otra señal de debilidad social ante este tipo de situaciones.

Miedo a no ser ingenioso. Cuando se está delante de la persona que le gusta, puede surgir el miedo a decir alguna tontería que haga perder el interés de la otra.

Miedo al rechazo en sí. Es un temor desproporcionado al propio momento en que la otra persona muestra su negativa. Se producen sentimientos de anticipación y se tiende a retrasar el momento de quedar con el otro y de declararse. Esto puede llevar al siguiente punto.

Aislamiento social. Se puede dar en casos en los que el miedo sea tan fuerte que el sujeto no quiera hablar con quien le gusta y, por lo tanto, deja pasar el tiempo por miedo al rechazo. Muchas veces, este sentimiento hace que se pierdan todas las oportunidades de declararse a esa persona. 

Hay que remarcar que el hecho de que alguien tenga esta fobia no indica que no quiera tener una relación amorosa. De hecho si la otra persona se adelanta y se lo propone, le quitará un peso de encima. Es por eso que el temor, se centra concretamente en el momento en que la otra va a decir sí o no al hecho de iniciar una relación. 

Cómo afrontar la fobia al rechazo amoroso

El primer paso que la persona que padece esta fobia es reconocer que tiene un problema y mostrar su intención de cambiar para superarlo. Nadie quiere pasar toda su vida cohibido por miedo al qué dirán o pensarán los demás. 

Si el miedo o ansiedad que estas situaciones generan a la persona no son demasiado fuertes, lo mejor que hay que hacer es enfrentarse a la situación. La terapia de choque puede hacer que, tras varios rechazos, otro más no suponga nada. De esta manera, puedes superarlo. 

Recuerda que aquello que sientes es ansiedad y que puedes controlarla fácilmente si acudes al psicólogo y le comentas tu problema. Él, seguramente, te ayudará a controlar esos niveles de ansiedad mediante terapia cognitivo conductual y te enseñará la manera de mantenerlos a raya en estos momentos. Esto, además, incluye ejercicios de respiración y relajación que podrás aplicar en cualquier situación estresante. 

También te puede ayudar a trabajar la confianza en ti mismo y la autoestima, ya que este es generalmente otro de los problemas que subyacen detrás de este tipo de miedos al rechazo. Conocer el origen de este miedo es fundamental para comprender por qué sucede y puede dar las claves para superarlo. 

Recuerda que un rechazo amoroso significa simplemente que dos personas, por cualquier motivo, no son compatibles. Si sucede, al menos lo habrás intentado. Pero es mejor decir las cosas que quedarte con la duda de saber lo que habría pasado si te hubieras abierto a mostrar tus sentimientos.

De todas maneras, no será ni la primera ni la última vez en la vida que una persona pasa por esto. El sentimiento es desagradable, sí. Sentirse rechazado no es algo que le apasione en absoluto a nadie. Pero debes pensar que la vida sigue y que tu vida, hablando en general, es mucho más que tu vida amorosa. Por eso, tener otros objetivos en la vida y aficiones pueden hacer que no te centres únicamente en esto.

¿Qué causa el miedo al rechazo amoroso?

Este miedo se puede producir debido a algunas experiencias desagradables durante la infancia o la adolescencia. Por ejemplo, las personas que han tenido unos padres sobreprotectores y muy críticos con la educación, suelen tener este tipo de problema de seguridad. 

Hay que puntualizar que este sentimiento no únicamente afecta en el ámbito amoroso, sino que también afecta al resto de aspectos de la vida. Por ejemplo, en la habilidad para relacionarse socialmente con los demás, ya que a este tipo de gente le cuesta mucho acercarse a hacer amigos por miedo a ser rechazadas o por miedo a molestar. 

Por ejemplo, este problema se empieza a vislumbrar en el colegio, se desarrolla durante la etapa del instituto y se termina de formar en la edad adulta. También hay que anotar que este tipo de gente tiene baja inteligencia emocional y que no se han parado a pensar en el porqué de sus problemas de ansiedad. Es por eso que se relaciona este tipo de miedos con personas que tienen la autoestima y la confianza en sí mismos muy bajas.

Esperamos que con este artículo hayas descubierto las claves del miedo al rechazo amoroso. Ahora sabes que no se trata ni de una tontería ni de algo banal, sino que tiene consecuencias muy serias para quien lo sufre. Ya que, puede hacer que la persona no sea capaz de iniciar jamás una relación amorosa y generar grandes problemas de autoestima. Así que, si es tu problema, te animamos a seguir nuestros consejos y a acudir al psicólogo, ya que lo más importante eres tú.

Close
Menteypaz.com © 2023
Close